Guía para planificar el viaje de tus sueños

Finalmente comenzamos a ver la luz al final de este túnel llamado pandemia y estamos listas para volver a lo que extrañamos más: reunirnos con amigos y familia en persona, restaurantes, cines, juegos de baseball, conciertos y mi favorito, viajar. Prueba de que no soy la única es que me han pedido ayuda para planificar viajes, lo que me puso a pensar, ¿quién más estará deseando viajar y no sabe cómo comenzar a planificarse?

¿Cuál sería tu destino soñado?

Este blog post es para ti que después de más de un año en casa tienes la ilusión de viajar por tu país o países al otro lado del mundo. Como asesora de productividad y optimización del tiempo me suscribo a la idea de que el mejor uso de tu tiempo y tu dinero es en experiencias enriquecedoras, más que en objetos materiales y un viaje, cerca o lejos, debe estar de primero en tu lista.


Si esta es la primera vez que planificas un viaje por tu cuenta, respóndete estas preguntas para definir los parámetros que te llevarán a diseñar el viaje de tus sueños:


1. ¿Por qué? Decide primero la razón de tu viaje. ¿Visitar familia? ¿Desconectarte y descansar? ¿Celebrar una ocasión especial? ¿O una vacación familiar? Define el por qué y así podrás crear una mejor visión de tu viaje.


2. ¿Dónde? Cuando tengas clara la razón de tu viaje, lista todos los lugares que concuerdan con a esa razón, sin miramiento de costo o distancia por ahora. Deja tu imaginación correr libre y anota todos los países/ciudades o lugares que te gustaría visitar. Este es el momento de imaginar y soñar, no de poner “peros”.


3 ¿Cuánto? Ahora da un vuelo rasante por la realidad y analiza tu presupuesto cuidadosamente. Tu viaje debe ajustarse al presupuesto disponible. Dependiendo del dinero que tengas disponible podrás definir el itinerario, duración, distancia y medio de transporte. Recuerda siempre calcular dinero extra para imprevistos, aunque lleves todo pagado desde tu lugar de origen.


4. ¿Qué? Ahora es momento de considerar qué tipo de viaje te hace más ilusión en este momento: local, internacional, todo incluido, playa, nieve, montaña, campo, tour guiado, turismo ecológico y de aventura o simplemente de descanso. ¡Hay una opción para cada presupuesto y todas son igualmente fabulosas!


5. ¿Cómo? Dependiendo de la distancia entre tu lugar de origen y tu destino, puedes escoger viajar en carro, en avión, en crucero, en tren o una combinación de dos o más de estos medios de transporte. Si alguna de estas opciones es un no-no para ti, descártala de una vez (por ejemplo, si sufres de cinetosis podrías descartar viajar en crucero).


6. ¿Cuándo? Ahora estudia tu calendario y decide cuál es la mejor fecha para viajar. Recuerda pedir los días de vacaciones en tu trabajo con suficiente anticipación. Aquí tendrás que considerar algunas potenciales limitantes:

  • Vacaciones escolares

  • Vacaciones de tu trabajo

  • Época del año y clima en el lugar de destino

  • Temporada alta (más costosa) o baja (menos costosa) en el lugar de destino

Comienza analizando estos 6 puntos individualmente; con la práctica los irás integrando y considerando simultáneamente. Es importante que seas realista, sobre todo a la hora de decidir tu presupuesto; esto puede ser la diferencia entre un viaje exitoso y uno menos exitoso.

Si tu viaje es internacional, una consideración importante es la documentación que el país de destino requiere: pasaporte, visa, vacunas (sobre todo con el Covid-19), permisos especiales, etc. Visita la página del consulado o embajada del país que quieras visitar y cerciórate que cumples con los requisitos para entrar y permanecer por el tiempo que tengas estimado.


Como es el primer viaje que planificas por tu cuenta, comienza con un itinerario sencillo donde no tengas que combinar varios aviones, trenes y/o barcos en un país cuyo idioma no hablas. A menos que tengas familia esperándote, evita complicarte más de lo necesario y comienza con un itinerario manejable.


Y, por último, la regla de oro: prepárate para que algo salga al revés. Si puedes contar con algo es que tu plan se va a descarrilar en algún momento. A nosotros nos pasó que llegamos a Milán con un plan impecable para ir del aeropuerto al hotel en tren y al aterrizar los operadores ferroviarios estaban en huelga. Lo que en su momento fue una mini-crisis hoy en día es una anécdota graciosa. Así que prepárate para tus propias mini-crisis que son parte del viaje y se convertirán en buenos recuerdos.


¿Cuál es el itinerario de tus sueños? ¡Te leo en los comentarios! Si esta es tu primera vez leyendo mi blog, ¡bienvenida! Si ya has estado por aquí antes,

¡gracias por volver! Y si quieres más ideas para optimizar tu tiempo, sígueme en Instagram @organizing.concepts y en Facebook en PowerGroup Organizing Concepts para ser parte de esta comunidad de mujeres extraordinarias.


Esta semana haz tiempo para ser feliz porque la felicidad hay que buscarla,

no siempre viene sola.


Sheila :)

16 views1 comment

Recent Posts

See All